28 de febrero de 2012

¡EN FAMILIA!

Sobre el hijo de la nueva amiga del
hermano de la ex mujer
del padre... y otros parientes.

Desde tiempos remotos, las personas ya vivían en grupos para protegerse, abastecerse y ayudarse mutuamente. Antiguamente las familias eran muy grandes y varias generaciones compartían el mismo techo y la misma mesa.


Pero hoy en día la situación ha cambiado mucho. La familia extensa dio paso a un tipo de familia nuclear, especialmente a partir de la transformación que supuso la revolución industrial, pero aun así, la familia sigue conservando hoy en día dos funciones básicas: la socialización y el desarrollo de la personalidad del niño y la niña.

Y esta socialización de la familia, en la actualidad está enmarcada en una gran diversidad de las mismas. Como podemos encontrar en este estupendo libro, hoy las familias extensas son menos numerosas y podemos encontrar familias en las que los niños viven solos con el padre o con la madre y otras en las que la separación de los padres hace que en la familia aparezcan de forma inesperada nuevos hermanos y hemanas al encontrar alguno uno nueva pareja. A veces la cosa se complica tanto que aparece un nuevo tipo de familia, la "familia patchwork", hecha con diferentes trozos de tejidos cosidos entre sí. Los trozos de tejidos serían las personas y el hilo, la relación que los une.


Pero hay más tipos de familias aún. Tenemos familas formadas por dos madres o por dos padres, la que podemos denominar como "familias arcoiris"; también podemos encontrar familias que deciden adoptar los hijos que no pueden tener de forma natural. Otras veces, nos encontramos con las "familias de elección", aquellas en las que algunas personas convierten a sus amigos en su familia.


Pero independiente del tipo de familia que formemos, lo importante es transmitir seguridad y proteger a los niños y niñas, porque a ellos les gusta reír, hablar y pasárselo bien con su familia, sea como sea. Y aunque a veces los miembros de la familia se enfaden, discutan y se digan cosas que en realidad no querían decir, al final siempre se piden disculpas unos a otros y puede que acaben riéndose juntos de todo lo pasado. Otras veces esto último no ocurre, lamentablemente.....


Pero como bien dice el libro que hoy os mostramos, cada familia tiene su propio olor particular, mezcla de muchas cosas diferentes, y uno se acostumbra tanto a ese olor que aún de mayores podemos reconocerlo en cualquier momento... ¿no os ha pasado nunca al entrar en un lugar desconocido que de repente os embarga ese olor o sabor que os resulta tan familiar y os trae tantos recuerdos de la niñez?.... ¡seguro que sí!

Sea como sea, no lo olvidemos.... ¡cada familia es única y especial!, ¡como la nuestra solo hay una en el mundo!, así que... ¿para qué compararlas?

El álbum "¡En familia!", escrito por Alexandra Maxeiner e ilustrado por Anke Kuhl, ha recibido el Premio de Literatura Juvenil Alemana 2011 en la categoría de no ficción. Si quieres leer la argumentación del jurado para otorgarle este premio pincha aquí.

El libro ha sido editado en España por Takatuka, editorial que desde aquí os recomedamos ya que, como ellos mismos dicen, se han tomado a los niños y las niñas muy en serio, y han querido facilitar el diálogo entre adultos y pequeños, poniendo a disposición de éstos libros que les permitan entender mejor el mundo en el que van a crecer, y que sirvan, al mismo tiempo, a los adultos para abordar cuestiones que no siempre son fáciles de expresar con palabras.

JOSÉ CARLOS.

19 de febrero de 2012

El ÁRBOL TAN POCO ÁRBOL.


Hay selvas-isla, selvas-montaña y selvas-trampolín.
En cada selva, claro, hay un lobo.
También hay un alce y un caribú. El lobo se pasa los días corriendo tras ellos, hasta que los alcanza y se los come. Entonces busca otra selva.
 En esta selva no había lobo ni alce ni caribú, pero tenía un árbol en lo alto de una colina. Un árbol que no era como los demás: hablaba. No se le entendía nada, pero hablaba.
—Nunca había visto un árbol tan poco árbol –dijo el lobo.

Miguel A. Pérez Arteaga comienza así esta historia, basada en una antigua leyenda africana, en la que un lobo que cree ser muy listo recibirá una gran lección al intentar engañar al caribú.


La historia es divertida y con una gran moraleja, pero si hay algo que especialmente nos ha atraído de este libro son sus originales ilustraciones, realizadas por el autor con montajes de fotografías. Miguel A. ha utilizado materiales de deshecho, en su mayoría encontrados en la playa, para ilustrar esta original historia de animales.


Como comenta el propio autor, “los materiales que encuentro en la playa me hacen pensar en África"; por eso podremos encontrar en este álbum una selva y un árbol representados en un decorado de madera y alambre... ¡que han llegado desde el mismísimo mar! y con unos protagonistas (los animales) realizados en cartón reciclado.

Una sucesión de escenas creadas para ilustrar esta fábula con la típica historia en la que el que intenta engañar, acaba siendo engañado...Una gran lección y una buena forma de acercar a los niños amundo del reciclado....

Editado por Oqo.

JOSÉ CARLOS.

16 de febrero de 2012

EL CARNAVAL DE LOS ANIMALES


Todos los animales están 
invitados al carnaval
!Disfraz obligatorio!

Llega el carnaval a nuestros pueblos y ciudades, una época en la que cada uno de nosotros podemos ser por unos días lo que deseemos. Nuestros centros, calles y parques se llenan en esta época del año de princesas, lobos, caperucitas y los más variopintos disfraces: Música, chirigotas y  divertidas comparsas nos acompañan. Es época de alegría que pone color a este tan duro y frio  invierno.   En esta época todo o casi todo vale,  en la que  es posible olvidarnos de aquello que nos preocupa y reírnos de nosotros mismo y de lo que nos rodea aunque en estos tiempos sea tan difícil…..Pero hemos de intentarlo. Hay que ponerle una sonrisa al mal tiempo.


Y vosotros ¿habéis preparado  ya vuestro disfraz?, ¿alguna fiesta a la vista?...Los que lo tienen muy claro son los animales, ellos sí que están preparados  y por supuesto alguno de ellos no tienen  la mas mínima duda porque todos están invitados al carnaval y claro….el disfraz es obligatorio. Unos como el león duda entre tantos y tantos disfraces: ¿de gato? ¿De gallina? ¿De sapo? De….. 



Y es que con el rey de la selva comienza un divertidísimo desfile en el que los animales se disfrazan entre ellos. El león de elefante, el elefante de loro, el loro de tortuga, la tortuga de caperucita roja, la caperucita roja de pastel de chocolate que corre el peligro de ser el postre de un goloso oso que se disfrazará de caracol, y el caracol de tigre y el tigre de……..Son tantos los animales que pasan por esta pasarela que convierten este carnaval en un desfile lleno de ingenio y en el que uno a uno los animales se disfrazarán de aquellos animales que más les gusta dando lugar a situaciones cómicas y surrealististas que nos despertarán un sonrisa y en ocasiones una carcajada.





Marian Dubuc de la que ya reseñamos hace unas semanas “Delante de mi casa” utilizando la misma fórmula nos sumerge en un libro visual lleno de encanto, divertidísimo y en el que la creatividad y originalidad está presente en este libro para jóvenes lectores que nos atrapa a los mayores y en el que es imposible dejar de pasar sus páginas para descubrir de lo que son capaces estos simpáticos animales.


Lleno de colorido las simpáticas imágenes de esta magnífico libro que hará la delicia de los más pequeños les  ayudará también a fomentar el vocabulario, la creatividad e imaginación de nuestros alumnos y alumnas.

Publicado por Editorial Juventud.

LUIS

13 de febrero de 2012

PEDRO Y LA LUNA.


"Esta es la historia de un hombrecito
que no era muy grande sino pequeñito..."

¿Qué no haría alguien por una madre?, ¿hasta dónde llegarías para poder hacerle el mejor regalo del mundo a la tuya? ¿llegarías hasta la mismísima luna para regalársela?....


El pequeño Pedro no tiene ninguna duda, su madre es tan grande que se merece un regalo a su altura, grande como su corazón, redondo y de sabor dulzón, repleto de felicidad y de luz para que el miedo huya. Y este regalo ideal se encuentra entre las estrellas, porque ya que mamá no hay más que una... ¡bien se le puede ofrecer la luna!


Pero esta tarea es muy difícil para un hombrecillo tan pequeño, así que tendrá que recurrir a la ayuda de los demás. Primero lo intentará su papá, dejándolo trepar a su espalda. Después a sus primos y vecinos y , por último, a la gente de más lejos. 


Y fue así como gracias a su tesón y a la colaboración de sus amigos consiguió llegar a la mismísima luna, encontrándose con la grata sorpresa de que ésta era lo suficientemente grande para poder repartirla entre todos, aunque para su mamá eligió, por supuesto, la media luna más bonita del universo, ya que mamá no hay más que una...


Una historia editada por Ediciones Jaguar (colección Miau), escrita por la francesa Alice Brière-Haquet e ilustrada por su compatriota Célia Chauffrey, llena de buen humor, de amor maternal, de solidaridad, cooperación y esfuerzo compartido, que ayudará a que los más pequeños aprendan a valorar el esfuerzo personal.

JOSÉ CARLOS.

12 de febrero de 2012

ADIÓS MANOPLAS.


Crecer tienes sus ventajas, pero también sus inconvenientes, como por ejemplo las cosas que perdemos o dejamos atrás, algunas veces sin querer y otras de forma intencionada. Crecer implica buscar nuevos objetivos a alcanzar, nuevas metas, nuevos amigos y eso implica a veces tener que abandonar las cosas que piensas que te impidirían alcanzarlas... aunque luego te des cuenta que no hacía falta abandonarlas y ya sea tarde para recuperarlas.

Esta podría ser la esencia de esta tierna historia, la de un niño que al crecer se da cuenta que necesita tener nuevos amigos y ésto le llevará a querer abandonar a su fiel mascota, Manoplas, un conejo al que ahora cree tonto y bobo y que ya no le sirve para nada. Decide entonces adentrarse en el bosque a emprender su misión, pero obviamente ésta no será fácil... no se puede abandonar a un amigo así por que sí, sin más. En su periplo por el bosque conocerá a una niña que le hará comprender su tremendo error.


Desde el comienzo del álbum el pequeño conejo nos inspirará una gran ternura, por su expresividad y candidez y por el final que se le avecina. Pero el lector no ha de preocuparse, pese al peor de finales que parece llegar en un momento del libro. Afortunadamente, el niño se dará cuenta que crecer no ha de significar perder a tu mejor y fiel amigo y apostará al final por no traicionarlo.


Este libro nos ayudará a reflexionar con los niños y niñas sobre lo que significa tener una mascota en casa, las responsabilidades que conlleva su cuidado, a tomar responsabilidades y no confundir a los animales con un simple juguete que luego podemos abandonar a nuestro antojo cuando ya no lo queramos. En definitiva, un buen libro para enseñar grandes valores a los más pequeños.

Benjamin Chaud es un joven ilustrador francés del que ya hemos hablado en este blog, ya que es el creador del personaje Pomelo, cuyos libros ha publicado, como éste que reseñamos hoy, la editorial Kókinos en España. En este libro, Adiós Manoplas, es autor también del texto.

JOSÉ CARLOS.

1 de febrero de 2012

LA VISITA DE OSO.


"Nunca nadie fue a casa de Oso.
Siempre había sido así y oso
tenía claro que no le gustaban las visitas.
Incluso tenía un letrero:
No se permiten visitantes".

Encontrar a un amigo "fiel" es difícil a veces ¿verdad?. Un amigo que te acompañe y esté a tu lado siempre, aún en los malos momentos, que se mantenga al otro lado cuando deseas estar solo, que nos aguante en los malos días a pesar de nuestro mal humor, pero que siga estando ahí cuando lo necesitas de verdad.... eso es un verdadero amigo.

Al ver la primera ilustración del protagonista de este libro tuve una sensación extraña: ¿cómo un oso que parece tan bonachón tiene tan mal humor? ¿cómo no puede querer recibir visitas y querer estar siempre solo? Y a medida que iba avanzando la historia lo entendí todo.... lo que necesitaba oso era a un amigo de verdad, alguien que le enseñara que es mejor compartir una taza de té en compañía y que le hiciera ver las cosas maravillosas que se estaba perdiendo por estar siempre solo.


Esa es la trama de este álbum, con una historia en apariencia sencilla, pero cargada de una gran moraleja. Uno de esos libros que al cerrarlo te hace pensar y reflexionar. Oso no quería tener amigos hasta que el pequeño ratón de brillantes ojitos llamó a su puerta. Aunque le cerró la puerta, el ratón siguió insistiendo una y otra vez, a pesar de que Oso le gritara que se fuera. Pero ahí seguía, pacientemente esperando hasta que Oso cedió y se tomó una taza de té con él. Y fue entonces, cuando el ratón se quiso marchar, el momento en que Oso se dió cuenta de lo importante que era ya para él ese pequeño y gris ratón de ojitos brillantes.


Aunque el álbum es largo, es de muy fácil lectura. Tiene poco texto y la historia siempre sigue el mismo pratón hasta el desenlace final: el oso echa al ratón y éste vuelve a aparecer una y otra vez en su casa hasta conseguir su objetivo (esto resultará de lo más divertido para los niños y niñas). El texto de Bonny Becker viene acompañado de las cálidas y simpáticas ilustraciones en acuarela de Kady MacDonald Denton. Y como dije al principio, estaba claro: estas imágenes tan tiernas no podían esconder a un oso tan malvado. Se le descubre desde el principio, este oso es rebueno... ¿por eso insistiría tanto el ratón en ser su amigo?


Después de la lectura de este cuento, sólo me queda deciros una cosa Soñadores.... ¡no cerréis la puerta a los buenos amigos!

"La visita de Oso" está editado en nuestro país por Jaguar (colección Miau).

JOSÉ CARLOS.